Vejer amanecía con un espléndido día veraniego para acoger el Gran Premio Caser Seguros, que pone punto y final al CSI4* celebrado en las instalaciones gaditanas durante este fin de semana. Más de 650 caballos han salido a competir a lo largo de cuatro intensos días al más alto nivel de competición, en los que el irlandés Peter Moloney y su yegua “Ornellaia” dejaban su sello como ganadores de la prueba más importante.

Cinco jinetes han pasado al desempate, con Gudrun Pattet quedádose a las puertas por un punto de exceso de tiempo penalizado. Desempate de infarto que ha iniciado el suizo Carlo Pfyffer dejando un marcador complicado de superar, pero que una rapidísima “Ornellaia” alcanzaba por casi un segundo de diferencia. El sueco Frederik Jönsson lo ha intentado hasta el final, pero no ha podido ser. Finalmente se quedaba en un tercer puesto. Julio Arias y Billy Twomey cometían un derribo que les dejaba sin posibilidades.

Javier Trenor ha sido el encargado de diseñar un recorrido que “para ser el primer CSI4* del Circuito y, además, de inicio de temporada, estaba suficientemente técnico y grande. Ha costado un poco más de lo que yo pensaba, quizá porque los caballos no están aún lo suficientemente puestos”.Apuntaba también que“Es verdad que el tiempo debería haber estado un poco más corto, pero eso ha ayudado a que se puediese hacer el recorrido más cómodo”.

En la prueba de 1.45m del Big Tour, el irlandés Richard Howley, ganador la semana pasada del Gran Premio, se imponía con “Cruising Star” con un extraordinario tiempo, superando en casi tres segundos al jinete británico Max Routledge.

La prueba patrocinada por el Ayuntamiento de Vejer, Gran Premio Amateur de 1.45m de altura, celebrada también en la pista principal David Broome, no se lo ha puesto nada fácil a los binomios participantes. De las 50 salidas a pista, solo 8 han pasado a un desempate en el que el tiempo era crucial y, la amazona americana Taylor Alexander, ha conseguido un merecido primer puesto con su caballo entero “Ryanair de Riverland”, un hijo de “Quick Star”. También veloz el Irlandés Greg Broderick se conformaba con la segunda posición por delante de Stephan Naber.

Hoy ha sido una jornada muy excitante pero también muy emotiva. La familia Blázquez, la familia Arango y todos los participantes del Circuito, han querido dedicar un homenaje al tristemente jinete fallecido Alfonso Arango, quien era, además de un grandísimo jinete, muy querido por todos, un incondicional en el Circuito Hípico del Sol. 

Alfonso, siempre te recordaremos.